Con motivo de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático COP 26, que comienza este domingo en Glasgow (Reino Unido), INTERPORC quiere reivindicar el papel esencial del sector ganadero-cárnico en la lucha contra el cambio climático.

Tal y como ha destacado Alberto Herranz, director de INTERPORC, el sector ganadero-cárnico “utiliza recursos no aprovechados por el hombre y contribuye a la economía circular reutilizando subproductos y convirtiéndolos en proteína de alto valor biológico, a la vez que actúa como protector y conservador del medio rural y de los numerosos modelos de biodiversidad”.

Seguir leyendo en carnica.cdecomunicacion.com