El sector porcino está implantado en el 35% de los municipios de menos de 5.000 habitantes de Castilla y León, en 769 municipios de los 2.190 con los que cuenta la comunidad de estas características.

En total, de las 5.909 granjas de porcino de Castilla y León, 2.191 se asientan en estos municipios rurales, el 37%. También el 71% de las industrias de porcino, 285 de un total de 401, están en estas pequeñas localidades, lo que evidencia la fuerte implantación del porcino en las zonas rurales de esta comunidad, donde se convierte en motor de la sostenibilidad integral y revitalización estructural y operativa de la economía de muchas comarcas con graves problemas de despoblamiento, al generar oportunidades de trabajo estable en pequeños municipios y asentar población.

La implantación del sector porcino en estos municipios es integral, es decir, no solo encontramos la producción primaria sino también la industrial, lo que es absolutamente indispensable para que un sector agroalimentario contribuya decisivamente a la sostenibilidad del medio rural.

Seguir leyendo en leonoticias.com